<< Volver
LA ESPIRITUALIDAD CONVIENE

El gran obstáculo para aceptar que te conviene seguir las enseñanzas espirituales verdaderas es que asocias tus falsos deseos con la felicidad. ¿Cuáles son esos falsos deseos? Todos aquellos que sean egoístas, es decir, todo deseo de obtener satisfacción a costa de los demás. ¿Por qué son falsos deseos? Porque en la realidad más profunda no existen ‘los demás’, todos son parte de la Unidad, es por eso que un deseo real, uno que ha de ser verdaderamente satisfecho, no puede causar daño a nadie. 

Entonces, a ti te parece que algunos de tus deseos son incompatibles con las enseñazas más elevadas; pero el verdadero problema es que tus deseos egoístas son incompatibles con la verdadera realidad. Cuando un maestro te enseña la verdad, tú te preguntas: ¿Por qué me está prohibiendo aquello que yo quiero? 

Pero en realidad el maestro no te está señalando lo que debes o no debes hacer, simplemente te está mostrando la diferencia entre lo que puedes lograr –y que en definitiva te hará feliz-  y aquello que no se puede lograr porque simplemente es una ilusión de tu ego. 

Mientras sigas viendo la sabiduría espiritual como un obstáculo para lograr tus deseos estarás atrapado en este mundo. En el momento en que comiences a verla como la guía para lograr tus verdaderos deseos, entonces comenzarás tu camino hacia la libertad y la plenitud.